Compra en Amazon: Los más vendidos en ElectrónicaLa música más popular


Luego de una década de abuso y corrupción por parte de ATUSA es momento de ponerle un alto a tanta arbitrariedad en el servicio de transporte, mediante la aplicación de las cláusulas condicionales por las que se otorgó el incremento a la tarifa en $6.00 pesos.
Específicamente el CUARTO ARTÍCULO TRANSITORIO DEL ACUERDO DE AJUSTE DE TARIFAS EN EL SERVICIO PÚBLICO DE TRANSPORTE DE PASAJEROS EN LA MODALIDAD DE URBANO Y SUBURBANO ("CAMIONES URBANOS"), publicado el 9 de agosto de 2010 y que a la letra dice: “CUARTO.- En caso de que derivado de revisiones de la autoridad competente se determine que se dejan de cumplir con los requisitos establecidos para el cumplimiento de los fines y objetivos del Fideicomiso, la Autoridad competente iniciará los procedimientos para retrotraer la tarifa autorizada por este Acuerdo administrativo al Acuerdo publicado en fecha 14 de octubre de 2009”. Acuerdo que estableció la tarifa en $5.50 (cinco pesos 50/100 M.N.); sentenció el presidente del consejo de Administración de MOPES, Manuel González, luego de informar que retomó la presidencia del movimiento a partir del 1º. De noviembre pasado.
“La discusión no es si debe subir a $7.00 ó $9.00, la obligación de la autoridad es que luego de que ATUSA incumplió con la modernización, debería de establecer las condiciones para que el camión nuevamente costara $5.50”. Señaló González.
Al referirse al tema de la tarifa especial destacó que “ATUSA no ha subsidiado nada”, pues dijo que luego de una década de establecida la obligación de la tarifa especial de $2.50, los concesionarios han cobrado por todas y cada una de  las credenciales una CUOTA ILEGAL de $100 pesos por cada expedición y $150 por reponerla, lo que significa ganancias adicionales de alrededor de los 10 millones de pesos.
Además de que el total de credenciales no cubre ni el 10 por ciento del total de los 270 mil estudiantes que deberían recibir el beneficio, pues, como se sabe, ATUSA usurpa las funciones del IEA al expedir las credenciales que por decreto le corresponde desde el 15 de marzo de 2006.
“Ya sabemos que siempre ATUSA hace la llorona diciendo que no le alcanza ni para arrancar un camión, lo han dicho siempre que quiere aumento. Sin embargo, cuando se trata de dar cuentas del servicio, o de transparentar sus ingresos, o de la modernización o las condiciones de trabajo, ATUSA carece de argumentos”, denunció.
Asimismo, recordó que para el año de 2006 y parte de 2007 en los que MOPES participó en el diseño y la implementación de estudios de campo para comprobar si al menos camiones y combis cumplían con los mínimos requisitos de ley para prestar el servicio, se demostró que carecían de elementos mínimos para hacerlo por lo que entonces el incremento no prosperó.
“Ahora las condiciones son muy semejantes que entonces, pero ahora la población ha aumentado casi 40 por ciento y ni los camiones ni las combis han modificado ni el esquema, ni las unidades, ni las prácticas ni nada, por lo que no se justifica ni el paro de unidades, ni la mentira de las pérdidas.
Por otra parte y en el marco del inicio de los trabajos de la LXIII legislatura local, retó González a los nuevos diputados, “quiero ver a los diputados panistas y a la oposición, teniendo las agallas que anunciaron, para legislar en materia de transporte (ley que no tenemos), transparentando recursos e implementando el presupuesto necesario para que el IEA otorgue las credenciales gratuitamente”
Finalmente González informó que “habremos de iniciar una intensa jornada de información en las escuelas y centros de trabajo a fin de movilizar a la ciudadanía para defender este derecho público, en contra de cualquier atropello adicional. Arbitrariamente dejaron de cobrar la tarifa especial, por lo que vamos a llevar a cabo una reunión abierta el próximo martes 22 de noviembre a las 13 horas en la Plaza de la Patria, con la comunidad estudiantil y los trabajadores para informar y decidir acciones concretas”.

0 comentarios