Compra en Amazon: Los más vendidos en ElectrónicaLa música más popular

Aguascalientes, Ags., 7 de enero. El Consejo Político del Partido Acción nacional (PAN) en Aguascalientes acordó en sesión extraordinaria deslindarse del endeudamiento de dos mil millones de pesos que solicitó el gobernador Luis Armando Reynoso Femat y, según fuentes extraoficiales, retirarle los derechos políticos y excluirlo como integrante del Comité Directivo Estatal (CDE).

Más de cien luisarmandistas intentaron reventar la reunión extraordinaria de 84 consejeros que se llevó a cabo en un hotel del centro de la capital del estado, pero cuando lograron entrar por la fuerza Al salón la sesión ya había concluido.

Los simpatizantes de Reynoso Femat abuchearon a varios de los consejeros, entre ellos el ex gobernador Felipe González; el alcalde aguascalentense Martín Orozco Sandoval y su secretario de Desarrollo Social, Arturo González, así como el senador Rubén Camarillo.

El deslinde del endeudamiento autorizado por seis diputados panistas y ocho de oposición el 27 de diciembre fue aprobado con 70 votos a favor, 10 en contra y cuatro abstenciones, informó el consejero y diputado local David Angeles Castañeda.

Debido a que los luisarmandistas prácticamente se apoderaron del hotel, el jefe de prensa del CDE, Mauricio Cobián, cambió a la sede panista la conferencia de prensa a la que había citado.

Sin embargo, los luisarmandistas fueron a ese lugar y exigieron entrar, pero los institucionales se los impidieron, lo que derivó en insultos y empujones.

Al leer su mensaje en la rueda de prensa, el dirigente estatal del PAN, Antonio Martín del Campo, no mencionó que se hubieran retirado derechos políticos a Reynoso Femat o que se le excluyera del CDE.

Al final de la conferencia se entregó a los reporteros una copia modificada del discurso, que no menciona las sanciones para Reynoso Femat.

Martín del Campo señaló que si el Ejecutivo estatal solicitaba anular el endeudamiento ''analizarían'' retirar la solicitud de expulsión presentada a la dirigencia nacional del PAN.

Según un diario local, un grupo de luisarmandistas presentó una queja ante la dirigencia nacional para expulsar a Martín del Campo, así como al líder de la bancada panista en el Congreso local, David Angeles Castañeda, y al senador Rubén Camarillo, entre otros. El dirigente estatal panista dijo no saber del tema, pero apuntó: ''No temo a ser expulsado''.
La Jornada | Retirarían derechos partidistas a gobernador de Aguascalientes

Rompe PAN con gobernador
El PAN en Aguascalientes rompió ayer en definitiva con el gobernador Luis Armando Reynoso Femat y, por acuerdo de su Consejo Estatal, se deslindó de las acciones de gobierno por considerar que -no representan los principios de doctrina de nuestra institución-. El punto de quiebre entre el partido que llevó a Luis Armando Reynoso al poder en 2004 y el gobierno que encabeza, fue ubicado por el Consejo Estatal en el endeudamiento de 2 mil millones de pesos que pretende contraer el Ejecutivo con cargo al Impuesto Sobre la Nómina. -Si no hay marcha atrás en esta decisión, el Partido Acción Nacional se deslinda de las acciones de gobierno encabezadas por el gobernador Luis Armando Reynoso Femat-, recalcó.
La decisión fue respaldada por 70 miembros del Consejo Estatal y rechazada por 10 más -afines al mandatario-, en tanto 4 consejeros más optaron por no asistir a la sesión efectuada en un hotel de la ciudad.
En conferencia, Juan Antonio Martín del Campo, presidente del CDE, dijo que con este resolutivo del máximo órgano de gobierno del partido, Acción Nacional -deja solo- al mandatario estatal su decisión de contraer un endeudamiento -histórico y fuera de lugar-, contrario totalmente a los principios doctrinarios del PAN. En lo sucesivo, agregó, el gobernador Reynoso Femat y quienes lo apoyan en la decisión de endeudar al Estado con 2 mil millones de pesos, -deberán responder a la sociedad por esta política que le costará al Estado más de 1,850 millones de pesos de puros intereses-, aseguró.
En el resolutivo que dio a conocer Martín del Campo en su doble calidad de presidente del Consejo y del CDE del PAN, dijo que -ver y señalar las diferencias y errores en los actores políticos de otras instituciones siempre es fácil, pero denunciarlos y sancionarlos cuando se trata de nuestra propia gente, resulta difícil, preocupante y complicado-. No obstante, señaló que como gobierno el PAN -está obligado más que nunca a ser congruente y corregir conductas que se aparten de nuestros principios-. Así las cosas, dijo, el PAN debe velar en todo momento porque la conducta de sus militantes y en particular de los funcionarios públicos emanados de sus filas, sea siempre no sólo dentro de los cauces legales, sino éticos, por los que nuestro partido ha luchado y luchará siempre.
El líder panista reiteró que con la información proporcionada por el gobierno del Estado, -podemos concluir que no existen proyectos viables para utilizar el endeudamiento, sólo anteproyectos, borradores al vuelo-. Por otra parte, y al referirse a las manifestaciones de rechazo hacia su persona, por parte de panistas que prestan sus servicios en la administración estatal, Martín del Campo dijo que -todo mundo tiene derecho a manifestar sus ideas-, y restó importancia al caso ya que, dijo, -no todos los que fueron acarreados eran panistas, y sí en cambio todos empleados del gobernador-.
Fuente: Hidrocálido

Technorati tags:

0 comentarios